La Utopía del capitalismo en un solo pais

Daniel Campos 30/11/2014 

Tras el comienzo de la crisis mundial del capitalismo en el 2007 los planes económicos y medidas presentadas por los gobiernos capitalistas, duran menos que un suspiro. Prometen "Detener la inflación", "Evitar el desempleo", o "Reactivar la inversión", pero, ¿Son posibles los planes económicos nacionales en la actual configuración del capitalismo? ¿Se puede construir una economía capitalista en un solo país?

El XIV Congreso del Partido Comunista de la Unión Soviética, en diciembre de 1925, votó como línea la "construcción del socialismo en un solo país". Esta tesis desarrollada por Stalin planteó que un país incluso en vías de desarrollo como la URSS podía evolucionar hacia el socialismo. A esta teoría y orientación se opuso la de León Trotsky, quien en su teoría de la Revolución Permanente planteó que el socialismo no podía ser nacional, sino que debe extenderse la revolución mundialmente para construir el socialismo a nivel internacional.

Trotsky llamó a la teoría del socialismo en un solo país una "Utopía reaccionaria". Según él era imposible construir una economía socialista en un solo país en medio de una economía global capitalista, dominada por los monopolios. En ese marco para Trotsky, un país socialista no puede sobrevivir, y si la economía socialista no incorpora a otros países, regiones y continentes, el país socialista termina siendo reabsorbido por el capitalismo.

El debate entre el "stalinismo" y el "trotskismo" costó guerras civiles y millones muertos. Stalin impuso la "Teoría del socialismo en un solo país" con persecución, campos de concentración y asesinatos en masa, incluido el del propio Trotsky. Pero la realidad confirmó a Trotsky. Y lo hizo en forma tan rotunda, que 90 años después, los países que adoptaron la teoría de Stalin no sobrevivieron y retrocedieron al capitalismo. La URSS desapareció, mientras que China, Cuba, Vietnam y Corea del Norte retrocedieron al capitalismo y hoy son el paraíso de las multinacionales.

La profecía de Trotsky, se cumplió hasta el último detalle. Lo que Trotsky no imaginó es que su teoría y leyes no sólo serían aplicables a la construcción del socialismo, sino al propio capitalismo. Producto de los cambios sufridos en el capitalismo en los últimos 100 años, no sólo se ha convertido en una "utopía reaccionaria" construir el socialismo en un solo país, sino que también lo es para el capitalismo, como se ha demostrado tras el estallido de la actual crisis mundial.

El dominio de las Conglomerados Globales

El cambio más importante que ha sufrido el capitalismo y lo ha llevado a la actual crisis es el surgimiento de las Conglomerados Globales. (1) Para entender porque todos los planes económicos nacionales están determinados por las tendencias internacionales de desarrollo del capitalismo, ante todo debemos tener claro que son las Corporaciones Globales. Estas empresas capitalistas son muy complejas, su estructura y funcionamiento no es algo fácil de comprender para cualquier persona común y corriente, porque son enormes empresas capitalistas, que dominan varias ramas de la producción, comercio e industria simultánea y globalmente.

En los 10 primeros lugares de las Corporaciones que dominan la economía capitalista globalmente se encuentran, en primer lugar, el J.P Morgan Chase la Corporación norteamericana que surge de la fusión de las grandes casas Morgan y Rockefeller. En segundo lugar la Corporación norteamericana Goldman Sachs, luego la también norteamericana Banco de América (BofA) asociada al fondo de inversión mas grande del mundo que es BlackRock. En cuarto lugar aparece Barclays, la Corporación que representa al imperialismo de Gran Bretaña, en quinto lugar la Corporación BNP Paribas, representante del imperialismo Frances, y en sexto lugar la Corporación Deutsche Bank, representación del imperialismo alemán.

Las Corporación norteamericana Morgan Stanley esta en séptimo lugar, junto a la Corporación británica HSBC, representante del dominio secular del imperialismo británico sobre Hong Kong.  En octavo y noveno lugar las Corporaciones UBS y Crédit Suisse, representantes de la enorme acumulación histórica de capital que implica la Federación Suiza. Y finalmente, en decimo lugar la Corporación norteamericana Wells Fargo, presidida por el multimillonario Barren Buffet. Estas son las mas importantes, pero no las únicas. El tamaño de las Corporaciones Globales se mide en billones de dólares, son más grandes que los PBI de la mayoría de los países, y son tan gigantescas que los analistas y economistas las han llamado "Demasiado grandes para caer" (en inglés, "Too big too fail" TBTF). 

Para cualquier ciudadano común y corriente, la dimensión de las Corporaciones Globales resulta muy difícil de comprender porque escapa a los rangos físicos mensurables cotidianos de cualquiera de nosotros. De por sí el hecho de que su magnitud se mida en billones de dólares, y no en millones, ya es una dificultad. Cuando pasamos de medir en millones a medir en billones es el equivalente, por ejemplo en la física, de medir distancias tomando como rango los kilómetros a los años luz. Cualquiera de nosotros, simples mortales, podemos comprender las distancias en kms, y el tiempo que conlleva recorrerlas, pero es casi imposible comprender las distancias y tiempo en años luz, porque son magnitudes que escapan a nuestros rangos físicos cotidianos, y son aplicables a dimensiones galácticas. 

Para cualquier trabajador o ciudadano de a pie hablar de millones de dólares resulta lejano, pero aún comprensible, pero hablar de billones es algo imposible de comprender. Ahora bien, si profundizamos en el análisis de las Corporaciones Globales y analizamos su estructura, las cosas se complican aún más. En general cuando hablamos de empresas capitalistas la imagen que aparece en la conciencia de cualquier persona es la típica empresa con su dueño, los obreros trabajando, y los gerentes o "managment" que controlan el trabajo de los obreros. Nada más alejado de la realidad de las Corporaciones Globales.

Para comprender la estructura de las Conglomerados Globales debemos pensar, siguiendo la lógica de las ciencias del espacio, en términos de galaxias. Las Corporaciones Globales son gigantescas galaxias de empresas compuestas por empresas comerciales, industriales, financieras, fondos se inversión (hedge funds) bancos, fondos soberanos de inversión, etc. Los intereses de estas empresas están profundamente entrelazados. Pero como toda estructura compleja, encierra enormes contradicciones, y los intereses que engloba a veces son complementarios, pero a veces también contradictorios y chocan entre ellos.

La clásica batalla entre diferentes sectores de capitalistas por la acumulación y ganancias se traslada al interior de las Corporaciones Globales, lo cual se expresa en quiebras, sobornos, estafas, desfalcos, denuncias, que permanentemente incluyen a directivos, funcionarios, ministros de economía, y gobiernos capitalistas que quedan salpicados por su accionar.

En el corazón de la galaxia se encuentra el Banco de Inversión. Los Bancos de Inversión no son un banco ordinario, cumplen una función extraordinaria: Se encargan de comprar y vender empresas. Emiten los papeles y bonos que permiten llevar adelante las operaciones y cualquier capitalista que quiere comprar o vender partes, o la totalidad de una empresa debe acudir a ellos. Los Bancos de Inversión son los que emiten los papeles y bonos que permiten llevar adelante las operaciones, y los únicos que pueden colocar estos papeles en la bolsa.

Todo este proceso de compra y venta de empresas es brutal y encarnizado, expresa el choque de los diversos grupos de capitalistas por el capital y las ganancias, es el proceso mediante el cual se acumula y centraliza capital y se llama proceso de fusiones y adquisiciones (en inglés M&A, Merger and Adquisitions) Alrededor de los Bancos de Inversión es que se va conformando la galaxia de empresas que constituyen la Corporación Global. Con una novedad, la galaxia incluye países, ciudades y provincias o regiones.

Por ejemplo, si alguien quiere saber cuánto vale Grecia, será en vano que llame por teléfono a Atenas. Mejor será llamar a la sede de Goldman Sachs que le dirá exactamente a cuanto cotizan los papeles del estado griego. La acumulación y centralización de capitales es un proceso que el capitalismo ha desarrollado siempre en todas sus fases y etapas, el M&A es la expresión moderna del mismo, bajo el dominio de las Corporaciones Globales. Por eso, dado que en el proceso de M&A se intercambian bonos y papeles de deuda muy complejos como los derivados, todos esos bonos, papeles y capital ficticio circulante tiene "dueños" que son estos grandes capitalistas que dominan la economía global. 

Hay varios economistas, incluso marxistas que se niegan a dar estas definiciones de clase en la economía. Son los que hablan de "financiarización" de la economía, como si esos instrumentos financieros circularan por el aire sin dueños. Evitan de ese modo hablar de que quienes están detrás de los instrumentos financieros, es la clase social de capitalistas que dominan la economía mundial. Como tal, en virtud de los hechos, ese proceso de "financiarización" no existe, lo que existe son las Corporaciones Globales que son las organizaciones que fusiona los capitales industriales y bancarios y emite papeles que son constitutivos del capital financiero.

El control de la economía mundial

Mediante el proceso de M&A, la centralización de capitales ha alcanzado tal grado con la conformación de las Corporaciones Globales, que estas empresas dominan la economía mundial en su conjunto y determinan el rumbo de gobiernos, países, continentes, regiones, y el conjunto de la población mundial. Tal es el dominio de las Corporaciones sobre los destinos de la economía mundial y de miles de millones de personas que Lloyd Blankfein, el CEO de Goldman Sachs dijo que hacen el "Trabajo de Dios" (2)

Y efectivamente lo hacen. Los Corporaciones determinan el rumbo de los flujos de capital, las inversiones, los precios y todas las variables de la economía. ¿Qué pueden hacer los gobiernos de España, Brasil, la India, Grecia, o Corea por citar algunos, al respecto? Cuando anuncian un plan económico cualquiera de estas naciones capitalistas, cuyas economías son a veces varias veces más pequeñas que las Corporaciones, lo único que pueden hacer es someterse al dictado de los directorios de los Multinacionales y sus CEO's.

De hecho, varios los CEO´s de las Corporaciones ocupan cargos que determinan el rumbo de los acontecimientos. Mario Draghi, el actual presidente del Banco Central Europeo (BCE) proviene de Goldman Sachs, Mark Carney presidente del Banco Central de Inglaterra proviene de JP Morgan Chase, Lucas Papademos, quien gobernó Grecia tras la dimisión de Papandreu viene de Goldman Sachs, también Mariano Monti, primer ministro de Italia viene de Goldman, y Henry Paulson el Secretario del Tesoro de los EE.UU cuando estalló la crisis provenía de Goldman. Son sólo algunos ejemplos, pero la lista de funcionarios de las Corporaciones Globales que ocupan cargos en los gobiernos del mundo, es interminable

La evolución del Capitalismo en su fase superior

Algunos economistas y funcionarios dicen que las Corporaciones Globales determinan la economía y la evolución de los países en vías de desarrollo, pero no en las economías más grandes e importantes. Afirman que economías como las de EE.UU, Inglaterra, Francia, Alemania o China están libres de ese dominio. Esa afirmación es absolutamente errónea. La actual crisis del capitalismo ha mostrado que el accionar de las Corporaciones Multinacionales es quizá más determinante para las economías de los países imperialistas del G7, que para los países en vías de desarrollo.

Cuando se produjo en el año 2007 la quiebra generalizada de las Corporaciones Globales, los estados capitalistas más poderosos, las naciones imperialistas del G7, debieron desviar fondos billonarios para el rescate de las Corporaciones. Estos salvatajes inmensos, que hoy suman casi 60 billones de dólares, llevados a cabo por estados de Japón, EE.UU, Gran Bretaña, toda la UE, Canadá y China, desnudaron el carácter de esos estados a los ojos de la población. La prioridad de estos estados y sus gobiernos capitalistas pasó a ser el rescate masivo de las Corporaciones Globales a cualquier precio, y las necesidades de los trabajadores, los campesinos, los comerciantes, estudiantes, y jubilados de esos países quedaron relegadas a expensas de planes económicos que priorizaron estos rescates.

Es decir, billones de dólares fueron a parar a las arcas de las Corporaciones Globales en las economías capitalistas más avanzadas, cuando la realidad de las Corporaciones así lo requirió. Al pueblo y a los trabajadores de esos países, estos planes económicos les significó ajuste, despidos, rebaja de salarios, pérdida de salud, educación y derechos a la vivienda. ¿Son entonces o no determinantes para el rumbo económico de las economías del G7 las Corporaciones Globales?

La evolución de las Formas Monopólicas de Acumulación

¿Cómo surgieron? ¿De dónde provienen las Corporaciones Globales? Éstas son una Forma de Acumulación (3) propia de la etapa monopolista del capitalismo. Su existencia es el fruto de un largo proceso de evolución del capitalismo en los últimos 100 años, pero emergieron a partir de la década de los '80 con los gobiernos de Reagan en EE.UU y Thatcher en Gran Bretaña. Las Corporaciones Globales son continuadoras de la Multinacionales (4) de posguerra. Las Corporaciones Globales dominan varias ramas de la producción, comercio y finanzas a escala mundial, mientras que las Multinacionales dominan solo una rama de la producción, comercio o finanzas mundialmente. Si bien tienden a desarrollar varias ramas, su dominio se basa en el dominio de una rama.

La estructura interna de las Multinacionales que emergieron en la posguerra es la de un comando centralizado que conduce unidades de producción y comercialización con sucursales en distintos países, y una división internacional del trabajo al interior de la empresa. Fabrica y ensambla mercancías en diferentes naciones, estableciendo acuerdos con los diferentes gobiernos, un tipo de empresa capitalista que ya existía previamente a la 1era y 2da guerra mundial, pero emergió como la Forma de Acumulación Predominante producto del enorme proceso de destrucción de fuerzas productivas que significaron estas 2 conflagraciones

El "boom" de posguerra a partir del Plan Marshall, la reconstrucción capitalista de Europa, y los acuerdos de Yalta y Postdam entre Churchill, Roosvelt y Stalin, permitió el régimen keynesiano, que fue la época de oro de las Multinacionales. Cuando a fines de los '60 se agotaron las Multinacionales como forma de acumulación predominante, la estalló y se expreso como una crisis crónica de la economía mundial. Las Corporaciones Globales emergieron conteniendo y superando a las Multinacionales de posguerra merced al violento proceso de destrucción de fuerzas productivas que caracterizó a toda la posguerra, focalizado en los países atrasados, con eventos como las guerras de Vietnam, Corea, y la restauración del capitalismo.

Las Formas de Acumulación monopólicas más grandes de la historia

Como vimos entonces, las Corporaciones Globales derivan de las modernas Multinacionales de posguerra. A su vez, las Multinacionales derivan de los Monopolios (5) de mediados del siglo XIX y principios del siglo XX. Estas antiguas empresas capitalistas son los "cartels" y los "trusts" que fueron estudiados por el economista inglés J.A Hobson en su obra "El Imperialismo" del 1902, y el marxista austríaco Rodolfo Hilferding en su obra "El Capital Financiero" de 1910. En esos y otros estudios basó Lenin su obra "El Imperialismo" de 1916, en el cual muestra que los monopolios son empresas capitalistas que dominan una rama de la producción en un país, y tienden a ser internacionales.

Los Monopolios se establecieron en forma definitiva y se constituyeron como Forma de Acumulación capitalista predominante a partir de 1903, cuando dieron comienzo a la etapa monopolista del capitalismo, el fin de su etapa de "libre competencia", la etapa imperialista. Así, la evolución de las Formas de Acumulación de la etapa monopolista es la que explica el surgimiento de las Corporaciones Multinacionales, y con el colapso de ellas, la actual crisis del capitalismo.

En El Fin de las Multinacionales publicado en 2012, esbozamos este desarrollo que nos permite comprender la evolución de las Formas de Acumulación de la etapa imperialista, con lo cual actualizamos la Teoría del Imperialismo formulada por Lenin, Hilferding y Hobson a principios del siglo XX. Sin esta actualización, y sin esta comprensión de como las Formas de Acumulación de la etapa superior del capitalismo evolucionó de Monopolios a Multinacionales, y luego a Corporaciones Globales resulta imposible entender la actual crisis del capitalismo. Sin comprender la magnitud de centralización de capitales que implica las Corporaciones Globales, su dominio global sobre la economía capitalista mundial, que ha dado lugar al régimen de acumulación conocido como "globalización" es imposible comprender porque esta crisis es tan larga, porque el capitalismo no puede superarla, y porque los salvatajes que constituyen enormes masas de capital ficticio inyectadas en la economía por los estados del G7, que no hacen más que agravarla.

La salida a la crisis del capitalismo: Socialismo Global

Los cambios operados en el capitalismo en los últimos 100 años, también han convertido en una "utopía reaccionaria" construir el capitalismo en un solo país. Los 100 años de sobrevida del capitalismo en su etapa última y decadente ha llevado a la maduración de las condiciones por las que debe ser reemplazado como sistema económico político y social, a niveles nunca vistos en la historia. La globalización es no sólo la tarea que las Corporaciones Globales han cumplido en su afán de ganancias y acumulación, sino que ha llevado a la maduración de las condiciones políticas y sociales para la lucha por el Socialismo en una escala histórica, haciendo que las revoluciones, así como todos los fenómenos políticos y sociales adquieran trascendencia, y se conviertan en un acontecimiento político global en forma prácticamente instantánea.

La formulación de los planes económicos de los gobiernos capitalistas en los paises capitalistas, así como el programa y las tareas que tenemos por delante quienes queremos transformar la actual crisis del capitalismo en la construcción del socialismo, parte de estas premisas científicas, objetivas que la realidad del capitalismo nos impone.

Como diría Trotsky, la única respuesta a la actual crisis del capitalismo, es la Revolución Permanente, el Socialismo Global, la expropiación de las Corporaciones Multinacionales, y la planificación global del uso de esos recursos, lo que permitiría un salto formidable en el desarrollo de las fuerzas productivas de la humanidad. La movilización revolucionaria mundial de las masas que está en marcha, tanto de los países avanzados, como de los países en desarrollo, es la base objetiva y social que nos permitirá construir la herramienta para imponerlo.

Notas

(1) "Las corporaciones multinacionales son empresas que dominan a la vez varias ramas del comercio, industria y finanzas a nivel mundial. Si la característica de las modernas multinacionales de posguerra era el dominio de una rama de la producción a escala mundial, las corporaciones multinacionales son una Forma de Acumulación superior porque monopolizan varias ramas simultáneamente, lo que les permite lograr una acumulación de capital superior al que lograban las modernas multinacionales de posguerra." El Fin de las Multinacionales, Daniel Campos, Amazon 2012

(2) Lloyd Blankfien. New York Times 9 de noviembre del 2009

(3) "...Definimos como Forma de Acumulación a las empresas que utiliza la clase capitalista para acumular capital en un período dado. Producto de que existen muchos sectores de la clase capitalista, éstos reflejan las distintas Formas de Acumulación que dominan, es decir, las distintas empresas comerciales, productivas y financieras que actúan. Pero siempre en todo período del desarrollo del capitalismo, existe una Forma de Acumulación predominante alrededor de la cual se estructura toda la economía..." El Fin de las Multinacionales, Daniel Campos, Amazon 2012

(4) "...Las multinacionales no son una liga de empresas, son una única empresa que domina una rama de la producción a escala mundial, y por lo tanto constituyen una forma superior de acumulación, que contienen y superan a los monopolios..." El Fin de las Multinacionales, Daniel Campos, Amazon 2012

(5) "...definimos a los monopolios como grupo de empresas que establecen acuerdos para dominar una rama de la producción en un país. Al convertirse estas empresas en la Forma de Acumulación predominante a partir de 1903, el sistema capitalista entró, en términos históricos, en su etapa superior y final, de decadencia..." El Fin de las Multinacionales, Daniel Campos, Amazon 2012Introduce un texto aquí...

Entra al #debate y deja tu comentario en el espacio a continuación!   

Envíanos tu adhesión, firma, nota, o sumate como activista